¡Fresquiiiita la gaseosa!

*Inspirado en este posteo*


En líneas generales, lo que se conoce como comida de cancha está muy relacionado con la comida callejera. Eso pasa sobre todo en los lugares donde hay un culto de la olla o la parrilla al aire libre. Aunque hay ejemplos en los que no se come lo que se ve en el puestito (ejemplo Francia y la baguette), espero abrirte el apetito con estas delicias grasientas de las diferentes latitudes que vamos a ir visitando en este recorrido.

En este posteo de IG te contaba de los seven en el Club Hípico Alemán y todo tiene que ver con todo. Escribiendo esta entrada me enteré que la mayoría de las comidas de cancha que conocemos tienen su origen en el país germano. Las salchichas, los pretzel, las albóndigas y hasta podríamos pensar que el choripán… Pero vamos por países y deportes para encontrar sus platos típicos.


No puedo sino empezar por Argentina. Ese olor a choripán y a hamburguesa requete pasada -o medio cruda si llegás justo antes del entretiempo, la Coca diluída en agua y el turrón… ¿por qué se venderá turrón en las canchas? Esa pregunta no logré responderla pero sí me pidieron que no me olvidara de hablar del clásico de los ´40-´70: el caramelo Chuenga (chewing gum en versión argenta). Y porque estoy segura que el ombliguismo porteño no me va a ganar, te cuento que en Tucumán se comen sandwich de milanesa, aunque lo que más sale son las empanadas. Secretos de la empanada de cancha: matambre cortado a cuchillo con huevo, pimientos y cebollas verdes. Y nada de fritas, allá se hacen al horno.

Estados Unidos: El baseball (ese juego norteamericano que para muchos es aburridiísimo pero me declaro fan total y más después de haber visto 5 “home runs” y los shows de medio tiempo en el estadio) es sinónimo de pancho y es que en 1901 se menciona por primera vez una comida en una cancha y lo hace un dibujante del “New York Journal” quien también le da el nombre a ese sandwich de “hot dog”. Aunque hay relatos que sugieren que ya en 1894 se vendían en los partidos de St. Louis Browns.

Un poquito más tarde (1904) se introduce en Louisina algo tan naif que hasta da ternura. En ese momento el algodón de azucar era furor y lo vendían en las canchas. Recién después vinieron los maníes (1908) y el preztel, galleta de origen alemán adoptada como comida rápida.


Hoy por hoy, el equipo que más panchos vende al año son los Dodgers, 2.5 millones y con la pandemia hasta lanzaron un servicio de delivery de panchos porque los fans los reclamaban. Aunque si hoy me dieran a elegir, sin dudas iría al Diamondbacks de Arizona para probar Discovery Dog. Te dejo con la intriga de qué es así lo googleas (o entrás a este link!).

Ya mucho de Estados Unidos, pero es que es tanto lo que ofrecen que limitarse es difícil aunque con la siguiente línea me despido. Sabé que se puede encontrar todo tipo de comida desde hecha por un chef 5* hasta un pancho super básico.

Otro país donde es importantísimo el béisbol es Venezuela pero allá nada de panchos sino que sirven patacones: sandwich de plátano frito, carne desmechada, queso blanco y ensalada… Y como tampoco se vende alcohol en los estadios, ellos toman un refresco de malta que es casi casi una cerveza sin alcohol.

Y en Chile también comen sandwich pero nada que ver con nada. Se come en el rodeo (sí, el de las películas de cowboys) y es de “potito”: recto de cerdo o vaca en un pan pequeño llamado marraqueta. Se sirve con salsa pebre (tomate, cebolla, cilantro y ají rojo -chile fresco-) y palta. Por suerte no pongo emoticones acá pero insert uno que es todo verde.

Ya en las próximas entradas voy a hablar de más extensamente de las bento boxes: unas cajitas muy mononas con distintos elementos que se consiguen en los torneos de sumo en Japón.

En Turquía todo es sabor y con la comida del basket no podía ser de otra manera. Antes de entrar a un partido le dan sin lástima al kokorec, una especie de shawarma de intestinos de cordero. Y si hablamos de picante, no podemos evitar pasar por el criquet de India (jugado también en Australia, India, Pakistan, Sudáfrica y UK sobre todo). Como es un juego de caballeros, se disfruta haciendo un picnic y comen Vada Pav, hamburguesa vegetariana de una masa frita de papa con muchas especias (es una redundancia aclarar lo de especias porque todo en India las tiene) a la que se le agrega un chutney también muy picante.

Y si hay calor, tiene que haber también templanza y mesura en el mundo. En Holanda mientras miran hockey sobre cesped comen unas bitterballen que, como te imaginarás, son unas bolas de carne picada que se mojan en mostaza. Y mientras los noruegos ven como se fajan en el hockey sobre hielo, le entran al Pølse i lompe (hice copy/paste OBVIO) que es como un pancho pero lo que cambia es el pan: lefse. Es una variedad típica hecha de papas y es lisa como un panqueque. Acá te dejo una receta.

Tal vez como herencia británica en Gales con el rugby y en Australia con el futbol australiano (que si no sabés que es, entrá a este link y que te duela a vos también) comen pies. En Gales son menos pretenciosos porque es el “pie del día” y va con una cerveza ale, sin lúpulo. Los amantes de los koalas son más específicos porque comen un pastel de carne y caballo muerto… No, tranqui, son salvajes pero no tanto, “caballo muerto” es un juego de palabras en inglés porque hace referncia a la salsa de tomate: dead horse -> tomato sauce

Y si todo esto te dio hambre, dale un llamadito (o visita cuando se pueda) al restaurant del club Atlanta Los Bohemios, Humboldt 540. Me hace acordar a la gran cocina que tenía el extinto club Español en el Bajo Flores. Así que si andás por Villa Crespo, es parada obligada para almorzar o cenar.